Águila Calzada

Estudio y Conservación del águila calzada en las sierras de Guadarrama y Ayllón

vuelo calzada (2).jpg

Proyecto centrado en el estudio y seguimiento de la población nidificante de águila calzada (Aquila pennata) en las sierras de Guadarrama y Ayllón. En los años de máximo trabajo con la especie, llegamos a controlar más de 50 territorios anuales y a marcar con emisores a numerosos ejemplares, tanto adultos como juveniles. Dos hembras adultas, Lucia y Caixa, fueron las primeras águilas calzadas en el mundo equipadas con emisores satelitales, introduciéndonos su estudio en conocer rutas migratorias y áreas de invernada en África. Así, Lucia paso el invierno en Mauritania, en el macizo de Adrar, mientras que Caixa hizo lo propio en Níger.

Los datos más relevantes, no obstante, los hemos encontrado más cerca de nosotros, al comprobar como las águilas realizan desplazamientos de más de 60 km para cazar. Gracias al marcaje de distintos ejemplares hemos podido descubrir la existencia de tríos ocupando territorios activos de nidificación o como las hembras parten con antelación hacia sus cuarteles de invierno, dejando en los bosques a machos y juveniles. Todas las acciones realizadas en pro de la conservación del águila calzada, entre las que se incluyen la reintroducción de individuos procedentes de Centros de Recuperación, así como la información obtenida sobre su ecología y biología, queda recogida en un monográfico editado por el FICAS.

calzada1.jpgEs necesario decir, que nos encontramos ante una de las rapaces que prestan un mayor servicio a la sociedad, ya que controla las poblaciones de córvidos y de pequeños depredadores. Se trata, además, de una especie realmente evolucionada e inteligente.

En la actualidad, el águila calzada parece mostrar una tendencia positiva, ha incrementado su densidad en algunos pinares de montaña y colonizado bosques de frondosas del piedemonte serrano. Aunque en otros núcleos de montaña muestra bajos parámetros reproductivos y perdida de territorios, es posible que estos queden compensados por el incremento en las zonas basales. Sin duda será necesario volver a realizar un nuevo censo de los núcleos que estuvieron sujetos a control, entre los años 1.999 a 2006.

DSCN2988

Aunque es mucho lo que se ha avanzado en el conocimiento y conservación de esta pequeña águila, aún quedan muchos aspectos de la biología y ecología de la especie por desvelar, especialmente relacionados con su conducta social. Anualmente seguimos recopilando datos sobre las águilas calzadas, su relación con otras rapaces forestales y las apoyamos en pinares de repoblación, para evitar que fracasen en la nidificación por la caída de sus voluminosos nidos.

Anuncios